Las risas

Publicado: 31 marzo 2010 de Canuit en Liberales

Está claro que las risas son el mejor antídoto contra todo mal. Y si te partes el culo de la risa follando… eso ya no hay fortuna que lo pague.

Normalmente las risas suelen venir “después de” y no “antes de”. Pero en el caso que nos ocupa empezaron antes.

Ese día según reconoció ella, no estaba demasiado animada para montarse una fiesta, pero las circunstancias y la pareja que los invitó, hicieron que se motivara.

Ya en los tatamis, y después de los pertinentes arrumacos mientras se despojaban de la ropa, la otra mujer le preguntó algo, y mientras le contestaba echó sus manos hacia atrás sin mirar. No le pareció extraño encontrarse con el brazo del otro hombre, asi que se apoyó en él.

Al terminar la pequeña charla y girar la cabeza, el grito fue de escándalo y las risas posteriores casi le hacen mearse allí mismo… La muy incrédula se pensaba que se había apoyado en el brazo… Y es que algunos no es que tengan un pollón, es que lo que llevan entre las piernas es una obstentación.

Tal es así, que cuando decidió probarla, fue con la promesa de que su mujer (de él) hiciese de mamporrera para que no se la clavase entera.

El Canuit, que os lo cuenta como se lo contó.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s